• Mi estancia
Versión para impresora

Current Size: 100%

Montreal, lugar de la Disputa de 1207

1207, la disputa se hizo histórica

 

Destruida durante las guerras de religión y reconstruida, la Colegiata de Montreal no tiene nada de cátara, sin embargo se puede ver ahi una firma de la reconquista católica después del paso de la herejía, en un país donde era muy fuerte.


La "Disputa", una forma de comunicación entre cátaros y católicos

Saber lo que es una disputa permite afirmar que entre cátaros y católicos, el vínculo no era roto y que el debate existía. Al principio no había violencia, es necesario esperar el principio de la cruzada para que estalle. Antes de eso, las dos partes debatían, argumento contra argumento sobre elementos de la Biblia, los Evangelios. Ya sean escritos u orales, los argumentos tenían como objetivo aclarar las discrepancias entre las dos religiones y confundirlas.

 

1207, la disputa se convirtió en histórica

Las disputas con los herejes fueron numerosas, pero la de Montreal es la más conocida y la más representativa de la época.

 

En Montreal, la Disputa tiene lugar en 1202, como cuenta Guillaume de Puylaurens en su libro. Durante varios días, ante árbitros elegidos por las partes, lucharon por medio de escritos. La base de la disputa es la siguiente: los herejes acusan a la Iglesia Romana de no ser ni la Santa Iglesia ni la esposa de Cristo, sino la Iglesia del diablo y la doctrina de los demonios, la Babilonia de la que habla Juan en su Apocalipsis. Para probar lo contrario, el obispo católico encargado de la "defensa" se presenta con los argumentos del Nuevo Testamento.

 

¡Un programa completo!

Las escrituras de las diversas partes se presentan a los laicos a cargo de juzgar, pero se niegan a deliberar y se separaran sin completar el caso. El argumento no se resolvió, las escrituras se perdieron con la llegada de los cruzados. Sin embargo, se dice que alrededor de ciento cincuenta herejes se convirtieron a la fe después de comprender lo que se había dicho.

Este episodio tuvo lugar dos años antes de que la Cruzada diezmara el sur de Francia en 1209. Pero, sin duda, en Montreal, la Iglesia cátara conoce el mayor éxito de su historia. Y por una buena razón, consigue que los prelados católicos tengan una discusión pública en igualdad de condiciones y, a su vez y por primera vez desde el siglo X, acusa oficialmente a su adversario. Una actitud de provocación en un contexto ya tormentoso: la Cruzada comienza por ser considerada como única opción.

 

Cosas que ver en Montreal:

  • La Colegiata de Montreal